Grafito – Ciclo del carbono (Parte II)

Si comparamos este material, el grafito, con el anterior de este ciclo del carbono, tendremos el ejemplo clásico de alotropía. O de como dos sustancias simples pueden tener estructuras diferentes. En este caso, diamante y grafito están compuestos únicamente por carbono, sin embargo la disposición de sus átomos es diferente en cada material. Este es el ejemplo por antonomasia para explicar la importancia de la estructura cristalina de un material y su relación con las propiedades.

En el caso que nos atañe, el grafito, la disposición de sus átomos en capas le concede la propiedad de la exfoliación, es decir, el material puede disgregarse en capas, lo que permite usos muy interesantes de este material. Además, gracias a esta propiedad podemos obtener el famoso grafeno, pero no adelantemos información de este ciclo del carbono.

La palabra grafito deriva del griego γραφειν (graphein) que significa escribir, en referencia a su célebre uso en las minas de los lápices. El grafito podemos encontrarlo en la naturaleza en forma de placas cristalinas en rocas metamórficas, probablemente derivado de materia carbonosa de origen orgánico que, debido a las condiciones de altas presión y temperatura, se convierte en grafito. También se obtiene artificialmente en hornos eléctricos a partir de carbón.

  • Código de colores: C-gris
  • Fórmula química: C (carbono)
  • Clase mineral: minerales elementos
  • Sistema cristalino: hexagonal. Grupo espacial: P6<sub>3</sub>/mmc.
  • Estructura cristalina: los átomos de carbono se disponen en hexágonos, en forma de panal de abeja, formando estructuras bidimensionales o capas, unidas unas con otras mediante interacciones débiles.
  • Aplicaciones: El grafito tiene muchos usos más allá del cotidiano empleo en la escritura, como mina de lápiz. Se usa para fabricar crisoles refractarios para las industrias del acero, bronce y latón. Se usa también como lubricante sólido, para la fabricación de pinturas para la protección del acero, en reactores nucleares como moderador y reflector, para fabricar electrodos debido a su conductividad eléctrica…

 


Referencias: 

  • Klein, C. S. Hurlbut Jr, Manual de mineralogía, basado en la obra de J. D. Dana, 4º edición, Ed. Reverté, Barcelona, 2006.
  • https://es.wikipedia.org/wiki/Graphite
  • https://www.flickr.com/photos/jsjgeology/17872546950
  • T. Gray, Los Elementos, Ed. Larousse S.L., Barcelona, 2011.
  • https://es.wikipedia.org/wiki/Alotropía